Detrás de un gran restaurante, también hay una gran mujer

No todo son hombres en el mundo empresarial gastro; de hecho, las mujeres tienen mucho que hacer y que decir. Y para muestra, unos cuantos botones que hablan en primera persona de sus trayectorias y nos desvelan sus platos preferidos.

Agathe Patinier, de ANTOINETTE
Mi pasión por la restauración empezó cuando tenía 12 años, cuando ayudaba a mi tío en su crêperie de la Bretaña Francesa. A lo largo de mis estudios, acumulé experiencia tanto en sala como en cocina, hasta tener mi pequeño catering cuando tenía 19 años. Empecé en Brasserie Antoinette desde su apertura, primero como camarera y recepcionista, estudiando al mismo tiempo un Master de Hospitality and Tourism Management en la ESCP Madrid. Poco a poco, fui ascendiendo, alternando estancias en Italia y Estados Unidos y vida madrileña; trabajando duro y siempre con mucha pasión, amor y honestidad para levantar el negocio. Ahora lo gestiono completamente, con un equipo maravilloso y con muchas ganas de crecer un poco más cada día.
Mi plato de temporada favorito es el Lenguado meunière, verduras glaseadas y puré trufado. Me encanta por su equilibrio, entre la suavidad del lenguado, la grasa de la mantequilla francesa semi-salada, la fuerza del ajo y perejil y la acidez del limón. En cuanto a las verduras glaseadas, es una vuelta a los orígenes porque son verduras que no se usan demasiado, las verduras raíces: chirivía, nabo, topinambo. Trabajar estas verduras con mucha humildad es un homenaje a la pureza, a la tierra, que hacemos también brillar con la trufa en el puré.

María Antón, de LE QUALITÈ TASCA
Apasionada de la cocina, que no cocinera, emprendí este viaje de Le Qualité Tasca con mi pareja Marcos Gavela, creador y artífice de todo su concepto por el que trabajamos con la misma pasión que el primer día, descubriendo productores que miman el producto como antaño y que nos enseñan todo y más sobre ellos, algo que nos encanta trasladar a nuestros clientes.
Los Crujientes de morcilla de León con compota de manzana y coulis de mango, es uno de nuestros platos estrella y que lleva con nosotros desde la apertura de Le Qualité Tasca. Define perfectamente nuestro concepto de cocina artesana con guiños de fusión, un producto como la morcilla llevado a la mesa de una forma que casi nadie es capaz de resistirse, y que a mi personalmente me encanta.

Paloma Fang, de NINJA RAMEN
Desde pequeña me crié en el mundo de la hostelería ya que mis padres tenían restaurantes, así que seguí su trayectoria profesional. Abrí Ninja Ramen porque quería mostrar la gastronomía japonesa más tradicional y típica. Ninja Ramen es una Izakaya donde se respira el auténtico ambiente de Japón.
Mi ramen favorito es el Ramen Volcánico que es uno de nuestros platos estrella siendo un ramen de autor. Es un ramen que a diferencia de otros ramen clásicos como el shio, shoyu o miso tiene un toque personal sin descuidar la auténtica receta japonesa del ramen. Como indica la palabra “volcánico” es picante -aunque moderadamente- y desprende un sabor original que te hará dejar el cuenco sin gota de caldo.

Laura Campos, de EMBALADOS
Soy venezolana, diseñadora gráfica con un Master en Design Management de SCAD y hace tres años me mudé a España. La experiencia en hostelería de mi marido hizo que decidiéramos crear Embalados como una aventura emprendedora llena de retos. Yo me encargo de todo lo relacionado con el marketing del restaurante.
Para mí, la mejor definición del restaurante es que es un lugar pequeño, pero acogedor, en donde lo que comas viene envuelto y en donde podrás disfrutar de una mezcla de colores, texturas y sabores, además de una atención muy especial.
Mi recomendación es que hay que venir y ¡probarlos todos! Pero definitivamente mis favoritos son los Baos de panceta de cerdo confitada. Vienen con una salsa de ciruelas, cebolla roja encurtida y mix de lechugas y son simplemente inolvidables. Acompañados de una limonada de Jamaica y para cerrar, un pie de manzana, será una experiencia fenomenal .